COmo se sabe, los huevos están llenos de proteínas, se hallan entre los superalimentos para una buena salud. No sólo son convenientes para el cuerpo, sino que además pueden conceder una buena dosis de nutrición a la piel y al cabello; y hacerlos más saludables.

Como los huevos son ricos en lutina, pueden ofrecer hidratación y elasticidad a la piel; y su elevado contenido de proteínas puede contribuir a arreglar los tejidos y reafirmar. Las proteínas de los huevos tienen la posibilidad de usarse para suavizar el cabello y además para darle fuerza y ​​brillo.

huevos 2
Foto referencial

Foto cortesía de: gpointstudio – www.freepik.es

Huevos para el cabello

Los huevos tienen la posibilidad de hacer maravillas en el cabello dañado. Como el cabello está compuesto en un 70% de proteína y queratina, los huevos pueden revitalizar el cabello dañado y seco, dejándolo suave e hidratado.

Mascarilla con huevo, leche y miel

La leche y la miel poseen beneficios superhidratantes. Los huevos proporcionarán la proteína y la nutrición que requiere el cabello.

  • Mezcle 2 huevos, 1 cucharada de miel y 2 cucharadas de leche.
  • Puede ajustar la consistencia según sus necesidades, añadiendo o disminuyendo la proporción de leche. Usa esta mascarilla para darle beneficios al cabello seco.
  • Conservar a lo largo de 30 min y lavar con champú.

Acondicionador con huevo y yogurt

Si se mezclan, los huevos y el yogurt tienen la posibilidad de ser un sorprendente acondicionador para el cabello.

  • Tome 2 huevos y añada 2 cucharaditas de yogurt fresco sin sabor.
  • Úselo como mascarilla para el cabello y manténgalo por lo menos 30 min. Puedes ver los resultados rápidamente cuando te laves la mascarilla, tu pelo va a estar acondicionado y súper brillante.

Lea también: Cómo elegir el mejor champú

Huevos para la piel

Existe la posibilidad de usarse el huevo para mejorar la textura de la piel, así sea seca o grasa. Las yemas de huevo son ricas en ácidos grasos que tienen la posibilidad de dar humedad a la piel; y las claras de huevo tienen albúmina, una forma fácil de proteína que ayuda a cerrar los poros y además eliminar el exceso de grasa.

Mascarilla de huevo y jugo de limón para cerrar los poros

  • En 2 claras de huevo separadas y batidas añada 1 cucharadita de jugo de limón fresco.
  • Mezclar bien y colocar sobre el rostro, en especial concentrándose en las regiones con poros abiertos.
  • Déjelo secar y lávelo con agua tibia.

Mascarilla para la cara de huevo y yogur

  • Tome 2 huevos y añada 1 cucharadita de yogur fresco sin sabor.
  • Mezclar bien y coloque sobre el rostro.
  • Espere hasta que se encuentre seco (aproximadamente 20-25 minutos) y lávese para obtener una piel radiante.

Fuente: hogarmania

Imagen destacada por: jcomp – www.freepik.es