Los posibles efectos secundarios que pudieran provocar las vacunas covid han generado todo tipo de prejuicios y temores,en cierta parte de la población mundial. Uno de los efectos que se creía podrían originar las primeras dosis de la vacuna eran trastornos neurológicos de gravedad considerable.

Aunque las inmunizaciones de rebaño han cortado los picos de contagios salvando así millones de vidas; al rededor de las vacunas para la Covid-19 de Jannsen y AstraZeneca se tejieron leyendas urbanas a según que, provocaban el síndrome de Guillain-Barré; pero también parálisis facial, entre otras otras afecciones neurológicas.

Efectos raros de las vacunas covid

Academia Nacional de Medicina
Foto Referencial

Los centros de salud mundial más reconocidos como oms nunca negaron que posibles efectos secundarios de las vacunas contra el coronavirus. De hecho, la franqueza de los científicos había advertido que algunos efectos secundarios necesariamente iban a ser notorios. Así, veríamos cómo las vacunas de adenovirus rápidamente caerían en los comentarios y rumoresnada científicos de que ocasionaban trastornos neurológicos.

Lea aquí también: La salud mental puede verse afectada por el Covid-19

No obstante, grupos científicos altamente competentes del Reino Unido y España han realizado ensayos clínicos con las vacunas anticovid en una muestra numéricamente importante hallando que no hay por qué temer a las vacunaciones masivas, con Astrazeneca o Jennsen.

La explicación científica vs la doxa

El discurso de los expertos, es decir, de los científicos, explica que es previsible que haya individuos que desarrollen ciertas patologías a raíz de la vacunación contra la covid; más cuando las inmunizaciones alcanzan a millones de personas alrededor del mundo. Ya que dentro de los antecedentes e historial médicos de cada persona puede haber alguna predisposición a enfermedades;pero que nada tienen que ver con la vacuna.

No contar con las vacunas covid sí es peligros

Al contrario de lo que pudieron decir los grupos antivacunas minoritarios en todo el mundo, los estudios realizados por expertos de la Universidad de Oxford conjuntamente con científicos del Hospital Clinic de Barcelona, España, han evidenciado que el aumento de casos de trastornos neurológicos como el síndrome de Bell, o el de Guillain-Barré u otros; en personas que habían sido infectadas por el virus, pero no estaban vacunadas.

Lea: Venezuela | Las alteraciones del estado de ánimo son más frecuentes en niños y jóvenes

La vacunas covid blindan a las personas de padecer trastornos neurológicos auto inmunitario, en la medida en que evitan el contagio del coronavirus. Ya que los que han podido comprobar los científicos que la infección por Covid predispone a las persona a padecer de estas afecciones neurológicas.

¿Por qué estar a favor de las vacunas de adenovirus?

Los ensayos clínicos con la vacuna AstraZeneca y Jensenn fueron rigurosos, arrojando resultados bastante claros: no hay riesgos de contraer efectos secundarios graves con las vacunas.

El experimento examinó un poco más de 8 millones de personas inmunizadas con algunas de las vacunas de adenovirus, además contó con una muestra de más de 700 mil personas que sobrevivieron a la infección de la influenza sin vacuna y que han sido cotejados con datos de más de 14 millones antes de la pandemia; lo que muestra la seriedad de sus resultados sobre las vacunas covid.

Fuente: SaberVivirTv