Si eres VIH positivo, la nutrición y el VIH/SIDA es un asunto al que querrás prestar particular atención. Esto debido a que su cuerpo sufrirá cambios, tanto por los medicamentos como por la patología en sí. Ejemplificando, puede experimentar pérdida de peso extremo, infecciones o diarrea. Otro cambio común es la lipodistrofia (síndrome de repartición de grasa) que puede provocar cambios en la silueta corporal y aumentos en los niveles de colesterol.

La nutrición y el VIH/SIDA van de la mano

Si usted es VIH positivo, una buena nutrición puede tener diversos beneficios. Puede:

  • Mejorar su calidad de vida generalmente al proveer los nutrientes que su cuerpo requiere
  • Mantener su sistema inmunológico más intenso para lograr combatir mejor las enfermedades
  • Ayudar a mantener el control de los síntomas y las complicaciones del VIH.
  • Procesar medicamentos y contribuir a mantener el control de sus efectos colaterales.
nutrición y vih_sida 2
Foto referencial

Imagen cortesía de: pixabay

Principios básicos de la nutrición y el VIH/SIDA

Los principios básicos de una ingesta de alimentos sana le van a servir bien si es VIH positivo. Dichos principios integran:

  • Comer una dieta alta en vegetales, frutas, granos completos y legumbres
  • Elegir fuentes magras y bajas en grasa de proteínas
  • Limitar los dulces, refrescos y alimentos con sacarosa agregada
  • Incluyendo proteínas, carbohidratos y un poco de grasa buena en cada una de las comidas y refrigerios

Plan de alimentación saludable

Las calorías

Son la energía en los alimentos que otorgan combustible a su cuerpo. Para conservar su masa del cuerpo magra, es viable que requiera incrementar las calorías. Para obtener suficientes calorías:

  • Ingiera 17 calorías por libra de su peso del cuerpo si ha estado manteniendo su peso
  • Consuma 20 calorías por libra si tiene una infección oportunista
  • Trate de consumir 25 calorías por libra si está perdiendo peso

La proteína

Ayuda a desarrollar músculos, órganos y un sistema inmunológico resistente. Para obtener suficiente de los tipos correctos de proteínas:

  • Trate de consumir 100-150 gramos al día, si usted es un hombre VIH positivo
  • Consuma de 80-100 gramos al día, si usted es una dama VIH positiva

Los carbohidratos

Te proporcionan energía. Para obtener suficiente de los tipos correctos de carbohidratos:

  • Coma de 5 a 6 porciones (aproximadamente 3 tazas) de frutas y vegetales todos los días
  • Escoja productos con una diversidad de colores para obtener la más extensa gama de nutrientes
  • Mantenga a raya los azúcares básicos, como dulces, pasteles, galletas o helados

Lea también: Frutos secos: ¿amigos o enemigos?

La grasa

Otorga energía extra. Para obtener suficiente de los tipos correctos de grasa:

  • Obtenga el 10% o más de sus calorías cotidianas de las grasas monoinsaturadas. Ejemplo: nueces, semillas, aguacate, pescado y aceites de canola y oliva
  • Obtenga menos del 10% de sus calorías cotidianas de las grasas poliinsaturadas. Ejemplo: pescado, nueces, linaza y aceite de maíz, girasol, soja y cártamo
  • Obtenga menos del 7% de sus calorías cotidianas de grasas saturadas. Ejemplo: carne grasa, aves de corral con piel, mantequilla, lácteos de leche completa y aceites de coco y palma.

Las vitaminas y minerales

Regulan los procesos del cuerpo. Los individuos que son VIH positivo requieren vitaminas y minerales extras para contribuir a componer y curar las células perjudicadas. Coma alimentos ricos en estas vitaminas y minerales, que tienen la posibilidad de contribuir a excitar su sistema inmunológico:

  • Vitamina A y betacaroteno: vegetales y frutas de color verde oscuro, amarillo, naranja o rojo, hígado, huevos completos, leche
  • Vitaminas B: carne, pescado, pollo, granos, nueces, frijoles blancos, aguacates, brócoli y vegetales de hoja verde
  • Vitamina C: cítricos
  • Vitamina E: vegetales de hoja verde, maníes y aceites vegetales
  • Selenio: granos completos, nueces, aves de corral, pescado, huevos y mantequilla de maní
  • Zinc: carne, aves de corral, pescado, frijoles, maníes, leche y otros productos lácteos

Fuente: webconsultas

Foto destacada por: jcomp – www.freepik.es